María

Lamágora nació y actualmente sigue creciendo de mi mano, y ¿quién soy yo?, me llamo María y tengo un sueño.

Desde pequeña tenía un hobby y ahora lo he convertido en mi forma de vida, me apasionan los abalorios, el barroco, las telas estampadas y el dorado. Me pierde crear y ponerme hasta un pájaro en la cabeza. En el mundo de Lamágora todo es de color como cantaba Triana.

Diseñamos y creamos nuestros complementos para que sean tuyos, para que te apasionen y quieras #lamagorear con luz propia.

Tal vez te preguntes el significado de Lamágora. A unos le suenan a cuento, a otros a magia…te contaré que si algo tiene para mí es MAGIA, pero de la buena.

Literalmente es la unión de mis apellidos, el paterno Lama y el materno de Góngora. Con lo que Lamágora es el zumo recién exprimido de una naranjita que se llama María.

Pero no soy superwoman y no estoy sola en este mundo, en el equipo de Lamágora todos los que me rodean son necesarios e imprescindibles y sin ellos nada de esto sería posible, aunque suene a tópico y típico es la pura realidad. Gracias por seguir ahí, porque yo tengo la suerte de que mis recursos sean SUPERhumanos.

Trabajamos desde Sevilla haciendo complementos de colección, para tiendas, para diseñadores, personalizados y por encargo, y si algo no encuentras no dudes en contactar con nosotros, siempre podremos ingeniar algo juntos. (link de lamagorea tu look)

La historia de la niña que hacía bolitas ha llegado hasta aquí, y pretende dar muuuuucha guerra. ¿Te unes a #lamagorear?

Si quieres saber más, esto es lo que expertos de la pluma y el teclado dicen de mí…